×

Estrellitas. Eterno. Ruiz. Alcaldes

2021-11-22 01:39:32 | El Pionero

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

Vistosos festivales revolucionarios los del fin de semana. El de Delicias, con danzarines de alta gama y mariachi de primera


    

El de Rosales, único municipio regional en que hubo desfile, aderezado por una notable expo fotográfica en Casa Juárez, con la guerra por el agua de Chihuahua como tema central. El de Meoqui, iniciado con una documentada plática acerca de una batalla sucedida en su territorio. Tres estrellitas para los tres, con la ciudadanía encantada. 

En otra del eterno tema del agua de las presas regionales, los agricultores dicen que Juan Carlos Loera sigue muy enojado porque no lo invitaron a la reunión de Gobernación donde se firmó un acuerdo de paz y olvido que a la federación se le ha olvidado cumplir. Aseguran que asegura que con él como testigo todo se hubiera resuelto a satisfacción de todas las partes. Lo escuchan pero no le creen: saben que él fue quien meció la cuna del odio.  

A lo mejor hoy mismo conozcamos las razones oficiales por las que corrieron al Secretario Municipal de Meoqui. Se comenta que fue por meter las manos en el proceso de las juntas muncipales de Cárdenas y Guadalupe Victoria. Además de pedirle lana a regidores, exigir aumento de sueldo, vehículo, departamento y otras linduras. Su poética despedida en redes y el escueto boletín oficial emitido al respecto, no son suficientes para llegar al fondo del asunto. Se espera pronto el nombramiento del reemplazo de Sául Ruiz, y a lo mejor, ahí se revelen otras razones.

Varios alcaldes de la comarca coinciden: en la federación es más que firme la decisión de apoyar mucho al sureste y mucho menos al norte. Esa certidumbre se la trajeron de la CDMX , a donde fueron con el mejor de sus ánimos y regresaron algo alcaídos. No será para tanto: el que porfía mata venado, así que a porfiar. No hay más.

Otra coincidencia en común entre alcaldes del centro sur: han decidido que en el turismo tienen la gran ventana que les permita torear y solventar los aprietos económicos  en que se encuentran. La región es rica en atractivos. Ha faltado promoción, visión e inventiva, factores que están puestos a remediar. Pues órale.

Esos doctorados honoris causa como el que hace días le entregaron a Omar Bazán no valen ni la tinta utilizada en el papel que recibió. En primera, porque los venden. En segunda, porque al menos en el caso de Bazán, es algo absolutamente inmerecido, dada marcada limitación intelectual. Sólo para la griila gacha es bueno. Remate: en sus 60 y tantos años, la UACH no ha otorgado ni una docena, todos a figuras relevantes de la academia, el arte y otras disciplinas estelares.

Se augura un buen diciembre para el Delicias comercial. Aún con el covid como sombra amenazante, las ventas previstas son muy superiores a las del año anterior. Una de cal por tantas que van de arena.

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn